Vivimos a la altura de nuestros ojos,entre los átomos y las estrellas

domingo, 5 de septiembre de 2010

Es más bueno,que no mejor...


El dos más dos cinco,y llegar a las cinco menos cuarto...para hablarte de la vida que vamos a tener o quejarnos de las cosas que nos van a molestar al uno del otro.
El vaso medio vacío,porque nos hemos bebido el resto de un solo trago,sin pensar en más;nos lo hemos bebido sabiendo que iba a quedar medio vacío.
El matamoscas de la abuela,con el que matamos avispas,que nos van a ir a picar.
Que la cima esté alta,y llegar hasta ella.
Ir cumpliendo los sueños poco a poco para que no se nos cumplan todos rápidos.
Ir a los sitios rápido,pensando que fuera de nuestras ventanillas nada importa,que los segundos son muescas en el aire.
Mirar el tiempo en la web de RTVE,ver que mañana hará sol,y pensar que el tiempo en todos sus sentidos está a nuestro favor.
En vez de pensar en kilómetros hacerlo en centímetros,y convertir como por arte de magia mil kilómetros en diez centimetros,ver que estás a una palma de mi mano (que no en mi mano).
Levantarme día a dia con la intención de tachar otro día en el calendario,y por consiguiente otro cachito del mapa.
Ser optimista que pesimista,cuesta absoloutamente lo mismo.
No hacer coincidir nuestro futuro,y que nuestro futuro nos haga coincidir,el solo,como trama de una historia que en algún momento tenía que mejorar.
No acostumbrarse a nada,la costumbre es una losa,que pesa,te hunde,y por encima llevas un epitafio:"Aquí yace alguien que simpre hizo lo mismo,pero nunca hizo nada"
Mantener las ganas de escuchar algunas canciones de tu voz.
Mantenernos vivos.
Mantener la esperanza y la ilusión.
Mantener la fé en que todo lo que he hecho haya servido de algo,que la coincidencia termine de coincidir.
Mantener la delgada línea de la realidad.

És més bo,que no millor...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada